ROLLERBALL (1975, Norman Jewison)

00.jpg0.jpgHacia el año 2018 el mundo está pacificado. El mundialismo ha triunfado y las Corporaciones han tomado el poder en todo el globo. El mundo está dividido en diversas zonas controladas por diferentes compañías (o Corporaciones) que trabajan juntas en mutua cooperación.

Para mantener a la población mundial contenta, para no darles ocasión de meditar, y para que no se les pase por la cabeza el opinar o pedir un gobierno propio en manos del pueblo, los ejecutivos de las Corporaciones han inventado Rollerball.

2.jpg

 

Rollerball es un nuevo deporte resultado del cruce entre un campeonato de patinaje sobre patines, carreras de motocicletas y hockey. Los jugadores llevan patines y algunos van en motocicletas. El objeto del juego es coger una bola de metal del tamaño de una pelota de tenis, que es disparada dentro del terreno de juego (un velódromo) en el que se circula a altísimas velocidades.

 

 

 

3.jpgUna vez que se tiene la bola, el objetivo es llevarla a cualquier coste (casi todo vale) a una pequeña “canasta” o “portería” que el rival defenderá ferozmente. Para conseguirlo, como hemos dicho, cualquier cosa vale, incluidas las peleas e incluso el matar al oponente. Jonathan E. (James Caan) es la super-estrella de Rollerball, un veterano jugador que ya lleva a sus espaldas diez temporadas en el equipo de Houston (posee el record al mas largo servicio a la liga). Es un ídolo mundial, y la gente se vuelve loca con su juego

 

 

4.jpg

Jonathan tiene una “mano derecha”, su mejor amigo al que se siente muy unido

5.jpg

 

 

Jonathan es llamado a una entrevista por el Ejecutivo de la Corporación de Bartholomew (John Houseman), quien le ofrece cualquier cosa que el pida a cambio de que se retire .

6.jpg

 

Al parecer la continuidad de Jonathan en el juego como campeón de Rollerball está destruyendo la esencia y el propósito del juego, que está hecho y fue planeado para demostrar que todos los jugadores ( o sea toda la población) son partes prescindibles e intercambiables , y que solo son una parte más de la prescindible masa del nuevo mundo globalizado.

Jonathan se resiste, y como “anzuelo” le conceden a una maravillosa mujer. En esta sociedad tampoco uno puede elegir con quien o con quien no quiere establecer una relación sentimental, por lo que la gente huye de cualquier lazo

7.jpg

 

Jonathan conocerá con esta mujer el amor, y una nueva faceta de su personalidad que le hará reflexionar sobre lo vacío y estéril de su vida.

 

 

 

 

En medio de este romance un desgraciado acontecimiento irrumpe en su vida….

8.jpg

 

 

 

…su mejor amigo, queda en estado de coma en un encuentro de Rollerball

 

 

Las fiestas y el lujo con el que vive no son mas que una sofisticada y lujosa “carcasa”, un escudo que pretende adormecer al individuo y que de esta forma no reflexione sobre su interior muerto y sin sentido.

9.jpg

 

 

Tras este accidente, Jonathan reflexiona. Empieza a preguntarse sobre el porqué de las cosas

91.jpg

 

 

e intenta buscar un significado a su vida. Se propone indagar sobre la existencia de historia escrita, o en general de cualquier tipo de libros, documentos o cualquier huella del pasado

 

 

 

Su sorpresa es monumental cuando descubre que lo que en teoría es el guardián de la sabiduría a escala planetaria no es mas que una especie de ordenador, completamente obsoleto y con todos los visos de desaparecer y perder la poca información que conserva de un momento a otro.

92.jpg

 

 

¿La historia…?, que más da, para que quieres saber nada, ¿no vives suficientemente bien?

 

 

En el interior de Jonathan todos estos hechos confluyen y sus sentimientos de rabia e impotencia los transformará en un acto de rebeldía que es el de su resistencia a abandonar el juego pase lo pase o le ofrezcan lo que le ofrezcan.

 

Los ejecutivos de las Corporaciones se dan cuenta del problema que tienen entre manos, y acuerdan que deben deshacerse de el sea como sea.

 

 

 

Cambian las reglas del juego y hacen que Rollerball se convierta aún en un juego más brutal , de esta forma la corporación espera matarle en el transcurso del juego o dejarle mutilado, y de esta forma retirarle para siempre.

94.jpg

 

Pero su estrategia se vuelve en contra de ellos en la final del campeonato, donde las reglas han sido completamente trastocadas, y donde los equipos deben jugar hasta que uno u otro sean completamente eliminados del terreno de juego

95.jpg

 

 

Jonathan E. Es el único superviviente, y patina triunfalmente a encestar la bola en la portería rival.

 

 

Por el momento ha ganado y saborea la victoria, pero… ¿qué será de el tras el partido?.

96.jpg

 

Recomendamos ver la versión original de 1977, y no el remake de 2002. Presenta una visión futurista de la sociedad muy en la línea de lo que nos han relatado en sus libros George Orwell o Ray Bradbury, sociedades en las que un individuo consumista desarraigado de nación, Dios, familia o cualquier vínculo espiritual, únicamente obedece a los intereses de mega-corporaciones. La historia no existe y se hace lo posible por borrarla, la lectura es algo poco recomendable, y el centro de atención son los eventos y espectáculos que programan en televisión, ¿no les parece realmente familiar todo esto?. No podemos cerrar este comentario sin reseñar que no hay que perder de vista la estupenda banda sonora de la película que tiene a J.S. Bach como atracción principal

1.jpg

 
   
Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: